• Sin categoría
  • 0

Los hábitos saludables pueden retardar la aparición de enfermedades hasta por una década


Por Dr. Daniel Cassola

El estudio, publicado en el British Medical Journal, incluyó datos de más de 110.000 personas y analizó específicamente enfermedades cardiovasculares, cáncer y diabetes tipo 2.

Los investigadores de la Escuela de Salud Pública de Harvard en Boston y la Universidad de Ciencias Aplicadas de Amsterdam, observaron cinco hábitos saludables de “bajo riesgo”: no fumar, un índice de masa corporal (IMC) saludable de 18 a 25, actividad física durante al menos 30 minutos por día (incluida una caminata rápida), consumo moderado de alcohol y una dieta saludable.

El consumo moderado de alcohol se considera como 5gr a 15gr por día para las mujeres (una unidad de alcohol tiene 8 gramos de alcohol puro, por lo que 15gr es aproximadamente un vaso de vino de 175 ml), y 5 a 30 gr por día de alcohol para los hombres (30gr es de aproximadamente 1,5 pintas de cerveza).

Luego, el equipo analizó la esperanza de vida libre de diabetes, enfermedades cardiovasculares y cáncer, y cuántos años más libres de enfermedad podrían esperar las personas a partir de los 50 años.

Los resultados mostraron que las mujeres que llevaban un estilo de vida saludable (que adoptaban cuatro o cinco factores de vida saludable) tenían una expectativa de vida libre de enfermedad en 50 de 34.4 años más, llevándolas a la edad de 84 años sin diabetes, cáncer o enfermedad cardíaca.

Esto se compara con solo 23,7 años más de esperanza de vida libre de enfermedad de 50 para las mujeres que no habían adoptado ninguno de los factores de un estilo de vida saludable.

Para los hombres de 50 años, aquellos que adoptaron cuatro o cinco factores de vida saludable podrían esperar 31.1 años sin enfermedad, en comparación con solo 23,5 años para los hombres que no tenían comportamientos de estilo de vida saludables.

Los hombres que fumaban más de 15 cigarrillos al día y los hombres y mujeres obesos (con un IMC superior a 30) tenían las más bajas posibilidades de vivir una vida libre de enfermedades.

Los investigadores concluyeron: “Hemos observado que la adherencia a un estilo de vida de bajo riesgo se asoció con una mayor esperanza de vida a los 50 años libre de las principales enfermedades crónicas de aproximadamente 7,6 años en hombres y 10 años en las mujeres en comparación con los participantes que no tienen un estilo de vida de bajo riesgo”.

.

También te puede interesar...