La Sociedad Argentina de Pediatría sostiene que la vuelta a la escuela es “imprescindible”

Lo aseguraron en un comunicado difundido hoy. Consideran que la falta de clases profundiza las desigualdades y agrava situaciones de violencia familiar y abusos. Además consideran que, al momento, no hay evidencia sobre que los niños y adolescentes sean la población “gran transmisora de la infección viral”.

Por Dr. Daniel Cassola

El fantasma de un año ‘perdido’ recorre el sistema educativo. Docentes y alumnos no han dejado de trabajar. Pero no todos y no de la misma manera. Hay quienes se pudieron conectar siempre, quienes lo hicieron a veces y quienes no pueden porque no tienen cómo. No solo desde el punto de vista educativo la falta de clases es un problema. Supongamos que eso se puede recuperar en un futuro. Lo que la Sociedad Argentina de Pediatría (SAP) alerta es que hay otras variables, ligadas con lo social y sanitario, que pueden estar afectando a los chicos.

“El cierre de las escuelas en el contexto de la pandemia debe reconocerse como un factor que marcó claramente disparidades sociales. Muchos adolescentes son incapaces de completar su tarea escolar por falta de dispositivos o de conectividad, lo cual hace que los modelos de aprendizaje virtual resulten de difícil implementación, dando lugar a la aparición de una brecha tecnológica entre niños, niñas y adolescentes muy difícil de resolver. La vuelta a las escuelas en la modalidad presencial es imprescindible”, dice el comunicado que hoy la SAP distribuyó a los medios de comunicación.

“Asimismo, en el aislamiento recrudecieron situaciones de violencia, maltrato familiar y abusos. La inasistencia escolar trae aparejado otros riesgos como el embarazo en la adolescencia y la explotación laboral y sexual”, afirmó Omar Tabacco, presidente de la SAP. Como recomendación, sugieren evaluar la realidad epidemiológica en cada caso aplicando indicadores para los establecimientos escolares que determinen el nivel de riesgo de transmisión del coronavirus que presenta esa escuela (alto, medio o bajo), lo que no significará que la escuela no pueda reabrir para reanudar las clases presenciales, sino que deberá considerar modelos de enseñanza alternativos, como por ejemplo una combinación de clases presenciales y virtuales.

 “La escuela educa, crea lazos sociales, alimenta, da refugio, democratiza conocimientos, orienta y contiene. Es un sitio seguro y constituye una herramienta de equidad social indispensable, particularmente para los grupos más vulnerables”, afirmó Jorge Cabana, presidente de la Subcomisión de los Derechos del Niño de la SAP. Para Florencia Lución, médica pediatra de la Subcomisión de Epidemiología de la SAP, “la mayoría de niños, niñas y adolescentes cursan un duelo de lo perdido, extrañan el contacto, el recreo, los juegos y estar con sus amigos. Particularmente en una etapa en la que deben tomar distancia de sus adultos, y sin embargo les resulta muy difícil encontrar un refugio entre pares”.

Los especialistas de la SAP afirman que no hay en la literatura médica información que avale el enunciado de que la población pediátrica sea la gran transmisora de la infección viral, tema sobre el que existe gran controversia entre los investigadores. Por lo tanto, no se debería considerar a los niños como ‘grandes transmisores’ ya que la carga viral dependería del cuadro clínico y no de la edad. Los datos más recientes sugieren que los niños mayores de 10 años pueden transmitir el coronavirus tan eficientemente como los adultos, y esta información debe ser parte de las consideraciones tomadas para determinar cómo abrir escuelas de manera segura y efectiva.

“Es indiscutible que la escuela es fundamental para el desarrollo y el bienestar de las niñas, niños y adolescentes, no sólo para la adquisición de conocimientos sino también para el fortalecimiento de aspectos emocionales y sociales, el cuidado nutricional y de la salud y la realización de actividad física”, cerró Tabacco. No hay normalidad posible sin los chicos en las escuelas. Es un punto en el que los funcionarios deberían invertir toda su creatividad para que sea posible. Ya es mucho el tiempo perdido.

.

También te puede interesar...