Fumar favorece las infecciones como la del coronavirus


Junto con las medidas de higiene y distanciamiento social, deberían incorporarse más mensajes para que la población abandone el hábito de fumar. Las vías aéreas y el sistema respiratorio de los fumadores son más sensibles a infecciones por los virus de las gripes o el Covid-19.

Por Dr. Daniel Cassola

La cuarentena es una situación extraordinaria e inédita en la vida de todos los argentinos del presente por lo que no tenemos con qué compararla. Es probable que para algunos sea algo más parecido a un descanso mientras que para otros puede sentirse como un momento de gran estrés y ansiedad.

Quizás no sea el momento más fácil para que quienes todavía fuman dejen de hacerlo, pero es primordial hacer el esfuerzo ya que la pandemia que atraviesa a la humanidad puede verse favorecida por el deterioro de las vías aéreas y los sistemas respiratorios de los fumadores.

Así como cuando esto haya pasado muchas personas habrán incorporado hábitos de higiene para lavarse las manos, estornudar o incluso saludarse, se podría aprovechar la oportunidad también para incitar a que masivamente los fumadores intenten dejar el cigarrillo, los cigarros o los vapeadores, todavía mal considerados inocuos por gran parte de los que los usan.

La asociación del cigarrillo con enfermedades muy graves como cáncer, enfermedad pulmonar obstructiva crónica, infartos y accidentes cerebro vasculares, entre otras, está presente en la sociedad pero los vapeadores o cigarrillos electrónicos no parecen caer todavía en esa bolsa, a la que sin dudas pertenecen.

“El aerosol generado por estos dispositivos produce irritación de las vías aéreas superiores y del tejido pulmonar (llamado alveolo). Esto activa toda una línea de respuestas de tipo defensiva en el organismo que en la mayoría de los casos termina empeorando la salud”, explica Francisco Toscano Quilon, médico cardiólogo en un informe difundido por la Fundación Cardiológica Argentina (FCA).

“Como si esto fuera poco, la irritación continua y sostenida de la vía aérea favorece las infecciones de tipo viral como la Gripe estacional, el H1N1 y el Covid-19”, agrega Quilon. Además, la FCA informa que “está absolutamente demostrado que fumar y/o vapear favorece la aparición y la gravedad de la Neumonía por COVID-19” lo que “estaría determinado porque el tabaquismo favorece la expresión pulmonar de ciertos receptores que favorecen la unión del virus cuando entra en contacto con el tejido pulmonar”.

Al igual que el distanciamiento social, que no solo nos previene el contagio a nosotros, sino a las personas de nuestro entorno social o laboral, el dejar de fumar puede ser una decisión solidaria, ya que los no fumadores dejarían de estar en contacto con el humo ajeno que, en menor medida que a los fumadores, también los enferma y debilita.

Quizás no sea fácil abandonar el hábito de fumar en una situación de sumo estrés como la que estamos atravesando, pero deberíamos alentar a que suceda porque, para frenar esta y otras infecciones respiratorias, resulta sumamente necesario. 

.

También te puede interesar...