De la negación al toque de queda, América Latina es el foco de la pandemia


Los casos de coronavirus en Latinoamérica superaron ayer los 5 millones. Hay una aceleración de la epidemia en países como Argentina, Colombia y México. La región es la más afectada por la enfermedad en el mundo.

Por Dr. Daniel Cassola

Todo empezó en aquel mercado chino de Wuhan en los últimos días del año pasado o los primeros de este 2020. Los asiáticos pudieron contener los brotes de casos con celeridad. Cuando el coronavirus llegó a Europa encontró a una población desprevenida y despreocupada, que le permitió avanzar y expandirse. Cuando italianos, españoles, británicos y franceses pusieron cierto coto al contagio, el centro de la enfermedad se trasladó a los Estados Unidos. Hoy, finalmente el principal foco de la pandemia está en América Latina.

Aquí se registró un promedio diario de más de 80.000 casos los últimos siete días. La región concentra un 27 por ciento de las infecciones a nivel global y un 29 por ciento de las muertes. Brasil es el segundo país con más cantidad de casos con 2,7 millones después de Estados Unidos. México, Perú, Chile y Colombia están también entre las 10 naciones más afectadas por el virus. Y los tiempos parecen acelerarse. Latinoamérica sumó el último millón de casos en apenas 12 días frente a 15 del millón anterior y 21 del segundo millón. El primero tomó 96 días.

Los países además rompen sus marcas de confirmación de diagnósticos semana a semana, lo que quiere decir que la pendiente todavía no se puede divisar con claridad en el horizonte. Brasil tuvo un récord de 69.074 casos diarios el miércoles pasado, en tanto Argentina registró una marca inédita de 6.377 casos en 24 horas un día después y Colombia superó los 10.000 casos diarios la semana pasada. Los contagios se están acelerando también en países de Centroamérica.

En uno de los países más afectados de la región, Chile, el gobierno, que dio marcha atrás y adelante con distintas medidas, decretó ahora la cuarentena total y hay toque de queda por las noches en la capital, Santiago. Con más de 300 mil casos confirmados, el país trasandino es uno de los que más testea en todo el planeta. También es de los que más casos y muertes tiene por millón de habitantes. Proporcionalmente la pandemia es peor en Chile que en Brasil o Estados Unidos.

A su vez, Perú, que es el séptimo país a nivel mundial y el tercero de Latinoamérica con más casos de coronavirus, reportó ayer un nuevo récord con 7.448 contagios de Covid-19 y volvió a encender las alarmas sanitarias. En Lima, el mayor foco de la pandemia en el país, con el 60 por ciento de los casos, los hospitales continúan al límite. Allí se pueden ver extensas filas de personas a la espera de conseguir oxígeno para tratar a familiares en domicilios personales en caso de no haber capacidad en los hospitales.

Medidas similares se tomaron ante el avance de la pandemia en Ecuador. En su capital, Quito, está prohibida la circulación entre las 21 y las 5. Venezuela también comenzó hoy una semana de cuarentena estricta, después de siete días de flexibilización parcial en algunos estados y en medio de crecientes denuncias de la oposición y personal médico sobre contagios de trabajadores de la salud y la posibilidad de un colapso sanitario.

¿Será la vacuna o los tratamientos lo que ponga un freno al contagio en estas tierras? ¿Tanto habrá que esperar? De ser así todavía restan meses muy duros, con estadísticas sanitarias que van a ser para lamentar.

.

También te puede interesar...