Con medidas de prevención, Italia se aleja de los países con peores registros en la pandemia

En marzo el contagio de coronavirus estalló en la Lombardía y puso en alerta a todo el mundo occidental. Sin embargo, seis meses después Italia no está entre las 15 naciones con más contagios, aunque por el descalabro inicial acumula más de 36 mil muertes. El éxito de las medidas de prevención.

Por Dr. Daniel Cassola

Por los lazos que Argentina tiene con España e Italia, lo que en esos países sucede repercute aquí de manera especial. Se podría decir que la pandemia empezó para los argentinos cuando vieron en el problema que se habían metido esos dos países, lugar de origen de gran parte de los abuelos, bisabuelos o tatarabuelos de buena parte de nosotros. Las imágenes de desesperación y colapso de los hospitales, sobre todo en zonas muy ricas como la Lombardía, sacudieron al mundo.

Pero seis meses después Italia vive horas de cierta tranquilidad, siempre considerando el contexto de un mundo en pandemia. Los contagios se mantienen con cierta contención. Si bien como en toda Europa esta semana se manifestó un incremento, con más de 4 mil casos ayer, por ejemplo, el registro no tiene nada que ver con lo que sucede en otros lados. En Argentina, sin ir más lejos, se registran alrededor de 14 mil casos por día desde hace semanas.

Todos coinciden en que la diferencia la hace la aplicación de las medidas de prevención. “La situación es preocupante. En algunos países de la Unión Europea los aumentos son mayores que en marzo. Esto significa que las medidas de control adoptadas no fueron suficientemente eficaces o no son aplicadas o no son seguidas como se debe”, dijo la Comisaria Europea para la Salud, Stella Kyriakides, sobre el cuadro general. En particular, el viceministro de Salud de Italia, Pierpaolo Sileri, médico cirujano y profesor universitario, comentó: “Estamos mucho mejor porque las reglas que Italia ha impuesto son muy rígidas”. 

“Hemos empezado el lock down (bloqueo de todas las actividades) antes que otros países porque el virus llegó antes a Italia. Pero esa aplicación y su duración ha ayudado a contener la difusión del virus. También el hecho de que las actividades (comerciales, industriales, educativas, etc) se han retomado lentamente. Otro factor importante es la reacción de los italianos, ya que han aplicado las reglas: mascarillas, distancia personal y lavado de manos, además de no descuidar los síntomas y consultar el médico”, añadió el funcionario italiano.

Una investigación realizada por el Imperial College de Londres reveló, en este sentido, que el 84 por ciento de los italianos están “bastante dispuestos a usar las mascarillas”. Sileri contó además que el gobierno italiano ha invertido 5.000 millones de Euros en la salud en el período del Covid-19 y piensa destinarle otros 20-25.000 millones en los próximos 3-6 años para tecnologías, personal y formación, y evitar así que los jóvenes médicos y enfermeras se vayan a trabajar a otros países.

El espejo devuelve una imagen nítida. Se puede vivir mejor aunque sea durante la pandemia. Pero eso requiere de un esfuerzo colectivo, del respeto de las medidas de prevención y del cuidado constante. Si aquí y en otros países hay tantos contagios es porque algo se está haciendo mal.

.

También te puede interesar...