• Sin categoría
  • 0

Científicos advierten que el cambio climático podría ocasionar un gran sufrimiento humano

Por Dr. Daniel Cassola

Una coalición mundial de científicos dirigida por dos científicos estadounidenses, William Ripple y Christopher Wolf, ambos de la Universidad Estatal de Oregón, están alertando porque consideran que será inevitable » un sufrimiento humano no revelado» si no se producen cambios profundos y duraderos en las actividades humanas que contribuyen al cambio climático.

«A pesar de 40 años de negociaciones mundiales importantes, hemos seguido haciendo negocios como de costumbre y no hemos logrado abordar esta crisis. El cambio climático ha llegado y se está acelerando más rápido de lo que muchos científicos esperaban», declaró Ripple, que es profesor de ecología.

En un artículo que publicado en la revista BioScience, los autores juntaron más de 11.000 firmas de científicos de 153 países. Allí declaran lo que consideran como una emergencia climática. En particular señalan seis áreas en las que la humanidad debería tomar medidas inmediatas para frenar los efectos de un planeta en calentamiento.

En primer lugar sitúan la energía. Consideran imprescindible reemplazar los combustibles fósiles con energías renovables bajas en carbono, dejar las reservas restantes de combustibles fósiles (petróleo) en el suelo, eliminar los subsidios a las compañías de combustibles fósiles, e imponer tarifas de carbono que sean lo suficientemente altas como para restringir el uso de combustibles fósiles.

En segundo lugar consideran a los contaminantes de corta duración. El reclamo aquí es que se reduzcan rápidamente las emisiones de metano, hollín, hidrofluorocarbonos y otros contaminantes climáticos de corta duración.

La naturaleza figura en tercer lugar. Para ello, recomiendan restaurar y proteger ecosistemas como bosques, praderas, turberas, humedales y manglares, y permitir que una mayor parte de estos ecosistemas alcance su potencial ecológico para secuestrar dióxido de carbono atmosférico, un gas de efecto invernadero clave.

En cuarta posición sitúan la comida. Recomiendan comer más vegetales y consumir menos productos animales para reducir significativamente las emisiones de metano y otros gases de efecto invernadero y liberar tierras agrícolas para el cultivo de alimentos humanos en lugar de alimentos para el ganado.

El quinto ámbito es la economía. Recomiendan reconvertirla para abordar la dependencia humana de la biosfera y alejar los objetivos del crecimiento del producto interno bruto y la búsqueda de la riqueza. Así, aconseja frenar la explotación de los ecosistemas para mantener la sostenibilidad de la biosfera a largo plazo.

Y finalmente abordan la población: consideran clave estabilizarla. La población humana global aumenta en más de 200.000 personas por día. Piden utilizar enfoques que garanticen la justicia social y económica.

En las últimas décadas, muchas otras asambleas mundiales han acordado que la acción urgente es esencial, pero las emisiones de gases de efecto invernadero siguen aumentando rápidamente.

También señalan algunos signos alentadores, como la disminución de las tasas de natalidad mundiales, la desaceleración de la pérdida de bosques en la Amazonía brasileña, y el aumento de la energía eólica y solar, pero incluso esas medidas están teñidas de preocupación.

La disminución en las tasas de natalidad se ha desacelerado en los últimos 20 años, por ejemplo, y el ritmo de pérdida de la selva amazónica parece estar comenzando a aumentar nuevamente, sobre todo luego de los incendios recientes.

.

También te puede interesar...