Advierten sobre el riesgo que implican los celulares para la vista

Por Dr. Daniel Cassola

Según se publicó en la revista especializada Scientific Reports, un grupo de investigadores de la Universidad de Toledo, del estado de Ohio en Estados Unidos, concluyó que la exposición prolongada a la luz azul de las pantallas provoca una reacción química tóxica en las moléculas de la retina.

En otras palabras, la pantalla de los teléfonos celulares, tablets o dispositivos similares podrían, lentamente, afectar la capacidad de los ojos para procesar la luz, o sea que comprometen la vista.

“No es ningún secreto que la luz azul daña nuestra visión al afectar la retina del ojo. Nuestros experimentos explican cómo sucede esto, y esperamos que esto conduzca a terapias que disminuyan la degeneración macular; como tal vez un nuevo tipo de gotas para los ojos”, expresó Ajith Karunarathne, profesor titular de la Universidad de Toledo y coautor del estudio.

Al igual que las neuronas, las células fotorreceptoras en el ojo no se regeneran nunca. Si se desintegran jamás vuelven. La recomendación obvia es no utilizar estos dispositivos en la oscuridad. O en su defecto utilizar el Modo Nocturno de sus interfaces para minimizar los daños.

Por ejemplo, la degeneración macular, una enfermedad incurable que perjudica la vista en pacientes de más de 50 o 60 años consiste en la muerte de las células que perciben la luz. Esas células necesitan de unas moléculas llamadas retinales para procesar la luz y enviar la información al cerebro. “Se necesita un suministro continuo de ese tipo de moléculas para poder ver, de lo contrario las células fotorreceptoras no pueden funcionar”, comentó Karunarathne.

Lo que la luz azul provoca es un efecto tóxico, según lo denominaron los investigadores, ya que provoca la muerte de las moléculas retinales, y por lo tanto de las células fotorreceptoras. En cambio, no se detectó ninguna anomalía cuando se estudió el efecto de la luz verde, roja o amarilla.

Por otra parte, comentaron que algunas compañías que fabrican teléfonos celulares están agregando filtros para prevenir los efectos nocivos de la luz azul, lo que los investigadores consideran como una buena medida. La otra alternativa que sugirieron es la de utilizar anteojos de sol que tienen capacidad de filtrar los rayos UV del sol, aunque seguramente vestirlos para revisar la pantalla del teléfono sea una costumbre difícil de adquirir.

.

También te puede interesar...